Los padres perfectos no existen

Mi opinión es que los padres le hacemos lo mejor que podemos con lo que tenemos…, eso no implica que no podamos hacerlo mejor si nos lo proponemos!

Una de las máximas en el trabajo de la Terapia de Contención es “Primero yo y después tú”. Algunas personas pensarían que esta es una postura egoísta, sin embargo reflexionemos en ello desde este ángulo:
Necesitamos trabajar en nuestra paciencia para luego ser pacientes en la interacción con los hijos, saber que la rabia dirigida a los niños no es proporcional a lo que ellos hacen o dicen, que mi tristeza viene de otro lado y si la desatiendo, me confundiré con la tristeza de los chicos, o que el miedo que me paraliza, los hijos pueden actualizarla…

En fin, confrontar nuestros emociones y sanarlas, es una trabajo de nosotros los adultos. En ese sentido es que YO estoy antes que TU.

Psic. Mtra. Martha Ortiz J.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *